5 datos interesantes de la jícama

¿Jícama, ahípa o jíquima? Escondida en el interior de las piñatas, como botana o postre, la jícama ha acompañado a los mexicanos en festejos y comidas. Ya sea que la comas en tiras como fruta, sofrita como vegetal, guisada en sopas o en escabeches, te compartimos 5 interesantes datos sobre esta raíz crujiente y refrescante.

Interesante origen de la jícama

La jícama es originaria de Mesoamérica, pues la palabra xícamatl es de origen náhuatl y significa raíz de agua. Esta raíz tiene registro de su consumo en culturas precolombinas como la tolteca, mexica, maya y zapoteca. La especie Pachyrhizus ahipa es muy común en países como Bolivia, Venezuela, Perú y Argentina, donde se conoce como ahípa, jíquima, chuin, ajípa o ashipa. Pero también se encuentra en países del sudeste asiático como Vietnam, Tailandia, Filipinas y Singapur, donde se le conoce como singkama o bang kuang.

 

La jícama ¿es fruta o verdura? 

La jícama es una planta herbácea de la familia de las leguminosas y el tubérculo que conocemos, es considerado una verdura. Existen cinco especies de jícama: erosus, ahipa, tuberosus, ferregineos y panamensis.  La jícama se siembra de marzo a junio, para cosecharla entre septiembre y diciembre. Nayarit es la entidad que más cosecha jícamas, llegando en 2015 con 63 mil 670 toneladas. La única especie cultivada a escala comercial en México es Pachyrhizus erosus.

 

 

¿Qué beneficios ofrece la jícama?

Por cada 100 g de jícama, se obtienen: 1.3 g de proteína, 21 mg de vitamina C, 15 mg de calcio, 16 mg de fósforo y 90 g de agua, además de contener tiamina, riboflavina y niacina. Al tener un aporte energético bajo (55 calorías por 100 g) y ser alto en fibra, la jícama es una buena opción como colación, acompañada con chile y jugo de limón, o como parte de una ensalada.

 

¿Cómo elegir la mejor jícama?

Elige jícamas con cáscara lisa y que se sientan pesadas. Una buena jícama pesa entre 500 g y 1 kg. Entre más grande sea la jícama, la textura será más gruesa y el sabor dulce será menor. Recuerda que las jícamas peladas y guardadas en una bolsa resellable duran hasta dos semanas en el refrigerador. Puedes sumergirlas en agua con el jugo de 1 limón para que se mantengan frescas por más tiempo.

 

La jícama y su leyenda

Una leyenda purépecha cuenta que al casarse la Luna (Xaratanga) con el Sol (Curicaueri), provocaron mucho desorden en la tierra porque se presentaban siempre juntos. Por ello, la Madre Naturaleza decidió separarlos. Antes de la separación, la Luna desprendió unas lágrimas que se sumergieron en la tierra y se cristalizaron en jícamas.

 

 

¿Conocías estos interesantes datos curiosos sobre las jícamas? Si eres amante de esta colación, conoce este libro que seguramente te encantará.

 

Por Miguel Guzmán

 

 

Fuentes de consulta

Sørensen, M. (1996) Yam Bean. Pachyrhizus DC. Italia: International Plant Genetic Resources Institute.

(2016). Consultado el 1 de diciembre de 2016, United States Department of Agriculture:  https://ndb.nal.usda.gov/

Zevnik, N. et. Al.  Gist, W. (2007). Jicama, sliced & diced. Better Nutrition: 69 (4), 50-51.

 

Cargando…

Contenido relacionado

blog-icono-categoria

Arsénico 101: lo que debes saber antes de comer

blog-icono-categoria
Tendencias

Presentan la Guía de Sustentabilidad para transformar la industria restaurantera

blog-icono-categoria

Goula awards: la entrega de premios más importante de la industria alimentaria

Top