¿Cómo hacer un buen lunch? Ideas para sacar 10

A diario millones de madres y padres de familia se enfrentan a la decisión de preparar el lunch para la escuela o dar dinero a sus hijos para que compren ahí lo que más se les antoje.

En el primer caso, encontramos en el ciberespacio un sinnúmero de ideas para preparar a los niños y jóvenes lunchs nutritivos, fáciles y atractivos a la vista. Sin embargo, quizás por falta de tiempo, muchas veces se opta por llenar la lonchera con productos “chatarra” adquiridos en la tienda de la esquina o el supermercado.

En un sondeo realizado en redes sociales se llegó a la conclusión de que el rey del lunch es el sándwich: 90% de los encuestados mencionó este alimento como elemento indispensable en la lonchera de los niños. Si bien un sándwich preparado correctamente es una opción adecuada y nutritiva.

El problema de la obesidad y la diabetes

A nivel mundial, México es uno de los países con los más elevados índices poblacionales de obesidad y diabetes en niños y jóvenes. No es un secreto que una de las principales causas de este problema sean los hábitos alimenticios en el hogar y la escuela. Por eso es urgente que los padres de familia tomen conciencia de la importancia de erradicar esos malos hábitos y ofrezcan a sus hijos una alimentación balanceada y saludable.

Por un lado, tenemos como causa la practicidad proporcionada por los alimentos chatarra para armar un lunch, lo cual no ayuda en nada a mejorar ni la alimentación de los hijos ni su salud. Y, por otro lado, tenemos la poca eficacia que la “Ley Antichatarra” ha proporcionado al tema de la venta de productos alimenticios nocivos en escuelas.

Como respuesta a lo anterior, lo que es necesario sugerir e inculcar son las características que un buen lunch (o un desayuno escolar saludable) debe de tener para beneficiar la cultura alimenticia de los hijos en las escuelas.

Características de un lunch de 10

Ante del predominio de la comida chatarra en las escuelas, debemos tomar en cuenta las siguientes características de un lunch de 10:

  • El lunch no es un sustituto del desayuno, sino un alimento necesario entre el desayuno y la siguiente comida fuerte del día.
  • La cantidad y el tipo de alimento debe ser congruente con la edad del niño o niña, y debe tomar en cuenta si es para alguien que realiza o no actividad física durante el recreo o descanso.
  • La personalidad y los gustos particulares juegan un papel determinante a la hora de que el niño o niña decide consumir, regalar o tirar el lunch a la basura. Por ello hay que considerar las cosas que le gusten y una presentación atractiva.
  • El lunch debe estar basado en el plato del bien comer, el cual incluye verduras y frutas, cereales y tubérculos, leguminosas y alimentos de origen animal.
  • Frutas como la manzana, la pera, las uvas y el durazno deben consumirse con cáscara.

Todo buen lunch requiere un tiempo determinado de preparación, por lo que siempre hay que estar prevenidos con los ingredientes necesarios para no hacerlo a las carreras. Incluso, hay que valorar su preparación la noche anterior.

Por: Will Rodríguez

 

Fuentes consultadas:

Federación Mexicana de Diabetes, “¿Qué es el plato del bien comer?”, FMD. (02/07/22)

Larousse Cocina, “Ley antichatarra: ¿la solución a la crisis de obesidad?”, Gaby Vázquez. (02/07/22)

Procuraduría Federal del Consumidor, “El lunch del recreo: rico, sano y barato”, Gobierno de México. (02/07/22)

Contenido relacionado

blog-icono-categoria

Paella, conjunción de mar y tierra

blog-icono-categoria

Larga vida… ¡a tus utensilios de cocina!