¿Es el budín de pan el mismo en todo el mundo?

De raíces antiguas y humildes, el budín de pan es sin duda uno de los postres de mayor arraigo en el mundo entero. Pocos son los platillos que, independientemente de su región de origen, han ganado un lugar importante en las mesas de las familias de todos los niveles. Tal es el caso del budín de pan, un postre sencillo, económico y, sobre todo, delicioso.

Comida y bebida

El atributo más significativo del budín de pan es el empleo del pan de ayer” o “pan duro” como ingrediente principal, lo cual evita, de paso, el desperdicio. De igual manera, el azúcar, los huevos y la leche insumos que lo complementan son los ingredientes básicos de su elaboración que, por lo general, están presentes en todas las cocinas. (Y si quieres conocer la receta completa, da clic aquí.) 

¿De dónde surgió el budín de pan? 

Su nombre proviene de la palabra inglesa pudding y del término francés boudin, vocablo proveniente del latín botellus que significa “pequeña morcilla” debido a la forma que tenían los budines de pan en la Edad Media. Sin embargo, en Francia actualmente es denominado pain perdu (pan perdido). 

 

La creación del budín de pan es atribuida al Reino Unido, en el que existe registro de un bread pudding en recetarios del siglo XVII. La versión básica surgió en el sector más pobre de la sociedad inglesa ante la necesidad de alimentación y ahorro, aunque posteriormente se le fueron agregando otros ingredientes. Tuvo gran aceptación entre los navegantes, pues era un alimento que podían llevar en sus travesías, algo que los franceses denominaban gâteaux au voyage (pasteles para el viaje). 

 

Destaca también el Waldorf Pudding, que formó parte de la cena de primera clase diseñada por el chef Escoffier para el viaje inaugural del Titanic el 10 de abril de 1912. 

 

Si bien existen referencias del empleo del pan duro y el huevo como aglutinantes desde la época de la antigua Roma, se considera que el antecedente directo del budín de pan es la natilla, que aparece en los primeros recetarios europeos de la Edad Media.  

 

El budín en la actualidad 

Hoy en día, los países que tienen al budín de pan como uno de sus postres favoritos son Bélgica, Francia, Estados Unidos, México, Puerto Rico y Argentina. Sin embargo, se trata de un platillo que ha sido adoptado por todas las cocinas del mundo debido a su sencillez y gran sabor. Así pues, existen versiones que provienen de Egipto (denominado Om Ali), la India (Shahi Tukra) y varias naciones de Medio Oriente (Eish es Serny)

 

En el caso de nuestro país, el chef e investigador gastronómico Ricardo Muñoz Zurita afirma que:  

En los estados ubicados en el Golfo se hace recolectando diferentes panes de dulce de días anteriores para trocearlos con las manos, remojarlos en leche y mezclarlos con azúcar, mantequilla, huevos, canela y pasas. […] Todo se hornea en un molde, se corta en distintos tamaños y se come caliente, tibio o frío, con café o leche, en el desayuno, la merienda o la cena. En la Ciudad de México puede incluir acitrón, nuez o higos cristalizados. Otros tipos de preparaciones que también reciben el nombre de budín son saladas y sólo retoman el nombre del mismo; tal es el caso del budín azteca o el budín de cazón. (Diccionario enciclopédico de la gastronomía mexicana, 2000). 

Por último, cabe mencionar que las cocinas contemporáneas o de vanguardia le han otorgado al budín de pan un toque de elegancia y sofisticación al incorporar a sus recetas panes finos, frutas exóticas y delicadas salsas de acompañamiento. De cualquier manera, el budín de pan es y seguirá siendo una excelente opción de cocina fácil para toda la familia. 

Por Will Rodríguez

 

Fuentes consultadas:

Mundo Cosmopolita, «A falta de pan, buenas son tortas. Historia del budín de pan», Il Cuoco en la web, (30/03/22).

Lucero, Origen del budín”, Recetario de ayer y hoy, (30/03/22).

Magazine Online, La historia del pudín de pan”, The Welcome Place, (30/03/22).

Whole Kitchen, “Historia del budín de pan y mantequilla”, Whole Kitchen, (29/03/22).

 

Contenido relacionado