Los 4 ingredientes de una aunténtica cerveza

La cerveza es una de las bebidas alcohólicas predilectas de muchos, especialmente si se trata de convivir y compartir con amigos. Existen muchos tipos de cerveza, unas más claras, otras ligeras y unas pesadas, incluso, existen cervezas saborizadas. Sin embargo, para que una cerveza sea auténtica es necesario que contenga los siguientes ingredientes en su elaboración.

¿Qué ingredientes tiene una cerveza?

 
La cebada, lúpulo, levaduras y en ocasiones algunas frutas o especias conformar el sabor de una cerveza. La cerveza se fabrica principalmente con cebada aunque puede hacerse con diferentes cereales como el maíz o el trigo. Las cervezas tienen todo un proceso mágico: Después de obtener la malta, de la cebada, el líquido resultante se fermenta gracias a las levaduras y en ese punto se le añaden las flores de lúpulo para dar amargor y facilitar su conservación. La maduración que se le dé a esta fermentación, así como las especias o frutas añadidas en el proceso, definirá el estilo de la cerveza. En sí, hay 4 ingredientes que se involucran en toda su elaboración para hacer la auténticas cervezas. Conoce a detalle los ingredientes que dan nacimiento a la cerveza.
 
 

Cebada: La magia de la cerveza

Es el principal elemento utilizado en la producción de cerveza, crece en una planta muy parecida al trigo y sirve como mosto para fermentar la bebida. Para que la cebada pueda utilizarse debe pasar por un proceso llamado “malteado”, en éste se interrumpe su germinación y después se seca, tuesta y muele. En el proceso de malteado se permitirá que las enzimas sinteticen el almidón contenido en el grano y que se transforme el azúcar que provocará la fermentación.

En el proceso de tostado de la cebada es donde se define el color y sabor de la bebida final. Se puede clasificar de la siguiente manera:

  • Malta base: La intensidad del tostado es muy suave pues se realiza a baja temperatura por corto tiempo, por lo tanto, se utiliza en la elaboración de cervezas claras, aporta sabores dulces y sutiles que recuerdan al grano de cebada o del trigo.
  • Malta caramelo o Crystal: Esta malta posee un tostado medio que permite fermentar una parte de los azúcares, su uso da como resultado cervezas con ligero sabor dulce y afrutado.
  • Malta chocolate: Es aquella de tostado profundo, se obtienen a partir de hornear la malta a temperaturas muy altas por poco tiempo, es utilizada para la elaboración de cervezas oscuras, aporta un sabor amargo similar al del cacao.

Nota: Las cervezas pueden ser resultado de combinaciones de varios tipos de malta. Esto tiene que ver con el tostado, pues inactiva los azúcares fermentables. Por esa razón, el mosto resultante deberá tener un porcentaje alto de malta base.
 
 

Lúpulo: La chispa refrescante

Éste es el ingrediente responsable del amargor y aroma característicos de la cerveza. Se trata de una planta enredadera de la familia de las Cannabáceas que crece de forma silvestre en las zonas frías y húmedas de Europa. No sólo es la responsable de las cualidades de sabor, aroma y cuerpo de la bebida, sino también, funciona como excelente conservador por sus cualidades antibacterianas.

Existen distintos tipos de lúpulos que pueden utilizarse para diferentes propósitos.

  • Lúpulos amargos: Son aquellos que se añaden en la primera etapa de la elaboración de la cerveza, justo cuando el mosto (malta y agua) comienza a hervir. Son los responsables de aportar sabor amargo, una de las variedades más comunes es la Brewer’s gold.
  • Lúpulos aromáticos: Este tipo de lúpulo se agrega al terminar la ebullición del mosto, cuando ya se encuentra frío. La razón por la que se añade previo a la adición de las levaduras que iniciarán el proceso de fermentación, es para que el aroma no se pierda con el calor y evolucionen con la fermentación. Posee una gran cantidad de aceites esenciales que aportan aroma y sabor como el lúpulo Saaz.

 
 

Levadura: El sabio ingrediente

Es la responsable de que la fermentación se lleve a cabo, se compone de un hongo microscópico unicelular llamado Saccharomyces cerevisiae. Aunque sólo se utiliza un tipo de levadura, es posible encontrar cepas con características distintas que dependen de la ubicación geográfica de la cervecería y la región. Estas bacterias darán cualidades específicas a las cervezas resultantes, por ejemplo, las cepas inglesas aportan sabores a mantequilla y fruta, mientras que las alemanas aportan sabores de plátano y clavo.

De forma general podemos dividirlas en dos grandes grupos:

  • Cepas de fermentación baja: Fermentan a temperaturas entre 7 y 15 °C. Esta fermentación es muy lenta, produce poca espuma y las levaduras tienden a amontonarse en el fondo del tanque. Son muy utilizadas para la elaboración de cervezas tipo Lager.
  • Cepas de fermentación alta: Se fermentan a temperaturas entre 12 y 25 °C, las levaduras suelen subir a la superficie por lo tanto el proceso se realiza en tanques abiertos. La cerveza resultante obtiene sabores afrutados y especiados característicos de las cervezas tipo Ale.

 
 

Agua: Uno de los ingredientes clave de la cerveza

El agua supone cerca del 96% del volumen de la bebida. La cerveza necesita grandes cantidades de agua añadida, ya que los granos de cebada contienen muy poca —contrastados con las uvas para elaborar vino, donde el agua proviene de la misma fruta—, y es el medio para llevar a cabo la fermentación del mosto.

 

Saborizante: El hechizo único

No es un ingrediente realmente necesario para la elaboración de cerveza, pero es utilizado para aportar cualidades específicas a la bebida final. Algunas cervezas pueden aromatizarse con frutas como la manzana o la cereza, también pueden añadirse especias, como el jengibre o hierbas, como el romero; otorgando así una personalidad única a la bebida.
 

Ya sea que prefieras las cervezas comerciales o que quieras aventurarte a conocer los productos de las cervecerías artesanales de tu región, es bueno conocer los secretos e ingredientes de una cerveza. Esta ancestral bebida ha evolucionado para deleitarnos con todas sus posibles variaciones, provenientes de estos ingredientes, simples pero mágicos.

Por Paola Quiroz

 

Fuentes consultadas:

Nuria Penalva. (2017). Cerveza, Guía práctica y elaboración. Editorial LIBSA: México.

Cargando…

Top