receta-img

Las flores de mi jardín

Disfruta explorando nuevas formas de presentar un delicioso postre. ¡Todos se divertirán!

Paulina Abascal

Dificultad: Difícil
Categoria: Postres y dulces
3030
Rendimiento: 6 porciones

Ingredientes

Macetas de chocolate

  • 3¼ tazas de chocolate oscuro (650 g) temperado

Mousse de chocolate

  • ¾ de taza de chocolate con leche (120 g) troceado

  • ¾ de taza de chocolate oscuro (120 g) troceado

  • 2 tazas de crema para batir (480 ml)

Tierra de blueberries

  • 1¾ tazas de blueberries (290 g)

Montaje

  • 1¾ tazas de blueberries o frutos rojos (290 g) picados

  • flores comestibles con tallos largos

  • ramas de menta

Utensilios especiales
  • moldes para chocolate con forma de maceta de 7 cm de altura
  • charola para horno cubierta con papel siliconado o tapete de silicón
Introducción

Me divierte mucho crear postres como éste que tienen un toque de humor.

Al llegar a la mesa, todos se quedan sorprendidos y no saben por dónde empezar. Al ir descubriendo los sabores, como niños chiquitos, todos disfrutan romper las partes y, de cierta forma, jugar con su comida.

Procedimiento

Macetas de chocolate

  1. Formar 12 macetas con el chocolate oscuro temperado

Mousse de chocolate

  1. Fundir ambos chocolates.
  2. Montar la crema para batir hasta que forme picos suaves.
  3. Incorporar con movimientos envolventes la crema montada con el chocolate fundido. Reservar en refrigeración.

Tierra de blueberries

  1. Colocar los blueberries sobre la charola y hornearlos a 90 °C durante 2 horas o hasta que estén completamente secos.
  2. Sacarlos del horno y dejarlos enfriar. Molerlos en un procesador de alimentos hasta que tengan textura de tierra.

Montaje

  1. Distribuir los blueberries o los frutos rojos picados en las macetas y llenarlas con la mousse de chocolate. Refrigerarlas durante 30 minutos o hasta el momento de servir.
  2. Espolvorear la superficie de la mousse de chocolate con la tierra de blueberries y decorar con las flores comestibles y las ramas de menta.

Información adicional

Consejo

Unta las macetas con un poco de chocolate fundido y espolvoréalas con cocoa; les darás una apariencia aún más real.

Libro de procedencia

Larousse de los Postres
Técnica empleada
Temperar chocolate

Si se va a usar el chocolate para hacer decoraciones o bombones una vez fundido es necesario temperarlo para que los cristales de manteca de cacao tomen la estructura adecuada al solidificarse. Una buena cristalización de la manteca de cacao, garantizará un producto terminado con las características ideales: brillo uniforme, textura crujiente y color liso. El temperado es un proceso simple, pero requiere cuidar las temperaturas con precisión. Para ello es necesario un termómetro que esté bien calibrado. Las temperaturas referidas son un estándar que puede variar en algunos grados según el chocolate; en el trabajo profesional, es importante consultar con el productor las curvas de temperatura específicas para su producto.

Cargando…

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.