La calabaza: fruto cotidiano, celebratorio y cosmopolita

En este artículo conocerás interesantes datos sobre la calabaza y prácticas recetas para disfrutarla en este otoño o cualquier día del año.

Tendencias

Con evidencias sobre su cultivo por los antiguos pobladores de México hace más de 7000 años, la calabaza es un fruto de la familia de las cucurbitáceas que forma parte de la alimentación básica de muchos países del mundo. De múltiples colores, tamaños y formas, se ha convertido en un ingrediente cotidiano, celebratorio y cosmopolita. 

Gracias a su versatilidad culinaria y bajo precio, la calabaza es un producto muy recurrido en las cocinas de China, India, Rusia, Estados Unidos, Irán, Ucrania, Italia, Indonesia, Bangladesh, Egipto y, por supuesto, México y el continente americano en general.

Importancia de la calabaza en México 

Junto con el maíz, el chile y el frijol, la calabaza es uno de los cultivos más antiguos, cotidianos y tradicionales de México. Se trata de un fruto de consumo integral, toda vez que la planta es aprovechada en su totalidad: las partes tiernas de los tallos, las flores, la verdura y sus semillas (pepitas) son comestibles; incluso las hojas y raíces son utilizadas en la medicina tradicional. 

La producción anual en México supera las 130 mil toneladas; Sonora, Chihuahua y Guerrero son los principales estados productores para la venta en el país y el extranjero. En la Península de Yucatán la calabaza es un cultivo común de traspatio en los hogares mayas. Entre las variedades que se producen en México destacan la butternut (buchona), la criolla, la de Castilla, la kabocha y la espagueti. 

Día de Muertos y Halloween: escenarios de la calabaza 

Además de su consumo cotidiano en numerosos platillos dulces y salados, la calabaza tiene una importante presencia en la celebración del Día de Muertos en México (31 de octubre, 1 y 2 de noviembre), siendo elemento de altares y ofrendas tradicionales, e ingrediente indispensable de guisos como el mole de olla (calabacín o calabaza italiana) y el dulce de calabaza (de Castilla), conocido también como calabaza en tacha. 

En los Estados Unidos de América este alimento también es un símbolo tradicional del Halloween o Noche de Brujas (31 de octubre). Grandes calabazas son escarbadas, talladas e iluminadas por dentro para ahuyentar al demonio y guiar las almas de quienes ya se han ido. En los hogares y restaurantes estadounidenses se preparan para estas fechas purés, pays, donas, cupcakes y hasta cervezas. 

Recetas de ayer y hoy para preparar en casa 

Las calabazas y sus derivados aportan vitaminas, minerales, proteínas, fibra, ácidos grasos omega 6, magnesio, zinc y otros antioxidantes, por lo cual su consumo es sumamente beneficioso para la salud. Si necesitas ideas para elaborar platillos deliciosos y nutritivos, no dudes en recurrir a nuestras deliciosas recetas. 

Calabaza, calabacita, chilacayote, tamalayota, pipiana, zapallo, zuccini… No importa con qué nombre te refieras a las múltiples especies de este gran fruto. Lo importante es disfrutarlo al máximo en platillos tradicionales, celebratorios o novedosos. Buen provecho. 

Por Will Rodríguez 

Cargando…

Contenido relacionado

blog-icono-categoria

Riviera Nayarit: tesoro del Pacífico mexicano

blog-icono-categoria
Comida y bebida

Café arábiga y café robusta. Diferencias, características y variedades

blog-icono-categoria

Cocinar con los niños en tiempos de cuarentena

Top